La vitrificación es una nueva técnica de fertilización basada en la congelación ultrarrápida de los embriones, con ella se consigue al menos un 50% de efectividad y además reduce el riesgo de embarazos múltiples.

Este método de fertilidad es complementario a la técnica de inseminación in vitro y no tiene ningún tipo de efecto secundario para los pacientes.

Una vez se procede a la inseminación, se pueden congelar algunos de estos embriones por si alguna vez el paciente quiere volver a ser madre.



Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted